Aumentar, recuperar o perder autoridad con nuestros Lobatos

¿Cómo podemos aumentar y mantener nuestra autoridad de cara a nuestros Lobatos?

En muchas ocasiones, intentamos de manera poco eficaz que nuestros Lobatos nos obedezcan y estén atentos, pero en ocasiones no hay manera de conseguirlo. Casi siempre la solución no es tan difícil, eso sí, se necesita constancia, algunas normas claras y la participación activa de nuestros lobatos a la hora de tomar decisiones.

  • Es importante no discutir entre los Viejos Lobos delante de los lobatos. Deben ver un equipo sin fisuras en los Viejos Lobos. Hacedlo en privado.
  • No desautorizar nunca a otro Viejo Lobo. Cuando un Lobato nos pida permiso para hacer algo o alguna concesión especial, contestarle que lo hablaras con Akela o el resto de Viejos Lobos.
  • Cuando pidamos a nuestros Lobatos que ayuden o hagan algún servicio que no forme parte de sus tareas habituales, hay que hacerlo mientras nosotros también colaboremos en algo, no mientras nosotros permanecemos cómodamente tumbados.
  • Es importante establecer algunas normas en vuestra manada: horarios, maneras de mantener el cubil ordenado, reparto de tareas, formas de expresión admisibles. Que no sean muchas, pero que estén claras.
  • Siempre que mandéis alguna cosa a vuestros Lobatos, hacedlo explicando a continuación las razones por las que lo pedís. Vuestros Lobatos deben comprender y asumir aquello como propio.
  • Pedir la opinión a vuestros Lobatos sobre las cosas que les atañen. Tener en cuenta sus opiniones. (El Consejo de la Roca)
  • Dar ejemplo haciendo pequeños servicios a los demás.
  • Utilizar el “no” sin complejos. En ocasiones se llega a perder el control de los lobatos por no usar el no. Es recomendable que no siempre obtengan lo que quieren y que hayan de renunciar a algo.

 

Artículo aplicado al Lobatismo basado en:
Aumentar, recuperar o perder autoridad ante nuestro hijo. Consejos prácticos
De: José María Lahoz García
Pedagogo (Orientador escolar y profesional),
Profesor de Educación Primaria y de Psicología
y Pedagogía en Secundaria

También te podría gustar...

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: